La provincia trabaja en la identificación, registro, control y seguimiento de proyectos y emprendimientos productivos del sector acuícola. El objetivo es fomentar el uso racional de los recursos naturales para desarrollar políticas de producción sostenible.

Lo hace el Ministerio de Producción a través de la Coordinación de Pesca y Acuicultura de la Dirección de Recursos Naturales que depende de la Secretaría de Agricultura y Ganadería.

Ante los desafíos que imponen los nuevos tiempos, la necesidad de impulsar la diversificación productiva de la provincia y generar una actividad complementaria a la pesca de captura que disminuya la presión pesquera sobre los ríos y arroyos de nuestra provincia, se trabaja en la identificación, registro, control y seguimiento de proyectos y emprendimientos productivos del sector acuícola. El propósito es fomentar el uso racional de los recursos naturales y desarrollar políticas de producción sostenible.

El ministro de Producción Juan José Bahillo destacó: “Esto se enmarca en una clara política de cuidar nuestro medio ambiente. Nuestra gestión tiene en claro compromiso de preservar los recursos naturales porque debemos asegurar las necesidades humanas de generaciones futuras. El desarrollo de la acuicultura va de la mano del aumento de la población mundial que demanda proteínas indispensables en la dieta humana, por su alto valor biológico y su riqueza en nutrientes. Esta actividad productiva, hoy incipiente, requiere de una tecnología de manejo apropiada y con medios económicamente viables, que permitirán abastecer las demandas actuales y futuras”, precisó el titular de la cartera productiva provincial.

Acompañamiento a proyectos acuícolas

En los primeros meses de este año, la Coordinación de Pesca y Acuicultura desplegó un amplio abordaje territorial en un trabajo conjunto con todas las áreas técnicas de la Dirección de Recursos Naturales.

En este sentido, se han acompañado proyectos productivos acuícolas en funcionamiento, tal es el caso de «Pezcampero», un emprendimiento familiar que inició sus actividades con la cría de pacú y está ubicado en El Brete de la ciudad de Paraná.

El establecimiento Productivo de Piscicultura “Pacuar” Pacú de Campo, de la localidad de Espinillo, departamento Paraná, ha desarrollado su actividad comenzando con la recría y engorde de Pacú mediante un régimen de producción primaria a través de tecnología semi-intensiva, con el objetivo de producir carne de calidad homogénea, bajo un entorno ambiental sustentable. Su objetivo es proveer a la población de alimentos con altos valores nutricionales, incentivar el consumo de pescado y coadyuvar a disminuir la presión de pesca sobre nuestros ríos permitiendo preservar el medio ambiente, agua y la fauna ictícola que lo habita.

En la localidad de Santa Anita, departamento Uruguay, gracias a la visión e iniciativa de las autoridades municipales y producto de la compra de un campo destinado a incentivar y fomentar el turismo rural, se dio inicio a un proyecto de piscicultura, promocionando la temática del “Pesque y Pague”.

En Victoria, la empresa frigorífica de pescado River Fish S.R.L. (Ex Pescanor), ha iniciado un proyecto de reproducción y cría de peces para ser comercializados en el mercado regional y en un futuro incorporar sus productos como alternativa de exportación.

Estaciones Experimentales

El director de Recursos Naturales de la provincia, Mariano Farall, explicó que la “decisión política del gobierno se centra en apoyar el desarrollo estratégico de la actividad acuícola en el territorio provincial. Principalmente lograr la regularización y la puesta en valor de las estaciones de investigación que son tres las que actualmente existen”.

El primero es la Estación de Piscicultura de la ciudad de La Paz que surge en el marco de un convenio entre el Ministerio de Producción de la provincia y la Municipalidad de dicha ciudad cuyo objetivo es el desarrollo científico y tecnológico específico, en la producción de especies de peces de importancia comercial; la transferencia de conocimientos del sector científico y tecnológico al sector productivo; la capacitación de mano de obra local, el desarrollo regional, la apertura de fuentes de producción y la promoción de vinculación en red de distintos sectores. El segundo se encuentra en Concordia y se denomina Centro Acuícola El Alambrado, con el respaldo del INTA y la Comisión Técnica Mixta de Salto Grande, cuyo propósito es generar información local adaptable al centro de Argentina y norte de Uruguay sobre cría en cautiverio de especies nativas del río Uruguay; y el tercero producto de un convenio entre la Municipalidad de Diamante y el Ministerio de Agricultura Ganadería y Pesca de la Nación, en el 2019 se inauguró un Centro para Producción Acuícola ubicado en un predio lindero al camping municipal conocido como Valle de la Ensenada. El mismo fue destinado a experimentar la producción de peces y transferir mejoras tecnológicas al sector acuícola de la región, fortaleciendo la actividad en la provincia de Entre Ríos.