El centro de animales silvestres, ubicado en calle Francia, de la capital entrerriana cerrará definitivamente sus puertas al público.

El propio Avelino Fontana señaló que Flora y Fauna retirará los animales para llevarlos a otro lugar.

El centro de recuperación de animales silvestres nació en el año 1997 de la mano de don Avelino Fontana.

Desde sus inicios, el objetivo de «la granja» como se la conocía popularmente, fue dar asilo a animales, tanto autóctonos como exóticos, que eran víctimas del tráfico ilegal de fauna, o que llegaban a los centros urbanos, desorientados a causa de la pérdida de hábitat.

El propio Fontana fue quien dio a conocer la noticia del cierre del lugar: «Informamos a todos nuestros seguidores, que el día sábado 14 de noviembre Fauna y Flora de la provincia retirará todos los animales del centro para llevarlos a otro lugar»; y agregó que dejar una actividad de tantos años al cuidado de los animales, le genera «una mezcla de sentimientos».

El Once