Una situación que se repite de tanto en tanto: la presencia de animales en las rutas, que al no ser esquivados a tiempo, provocan severos y incidente viales. Esto ocurrió cerca de la medianoche del sábado, en la ruta provincial 35, en cercanías de Seguí, donde una camioneta Ford embistió y mató a un vacuno.

Una Pick Up Ford Ranger, modelo 2015, conducida por un hombre de 48 años de Crespo, que embistió de frente a un toro de pelaje negro, sin marca visible y con una señal.

El animal de más de 600 kilogramos murió a los pocos minutos, a causa de las lesiones internas, en tanto que la camioneta perdió el control, derrapó y terminó la loca carrera a unos 800 metros, cortando un alambrado.

El conductor solo sufrió algunos golpes menores, por lo que se dio intervención a personal de la Brigada Abigeato de Paraná y a un médico Veterinario. Uno