De muy pero muy chiquito vivió en Hogares de Niños. Conoce a flor de piel el significado preciso de palabras como carencias, afecto, necesidades.

Después de vivir hasta su mayoría de edad en la Residencia de Jóvenes “Roque Sáenz Peña”, Carlitos pudo alquilar una casita pequeña en Viale. Para sustentarse, hoy por hoy vive de changas y trabajos esporádicos.

Sin embargo, está decidido a lograr un pequeño objetivo y luego ir por más. Por ello es fundamental el apoyo de la comunidad. El joven quiere dedicarse al corte de césped y mantenimiento de jardines. Para concretarlo, necesita herramientas básicas como cortadora de pasto o bordeadora.

Bienvenidas aquellas personas que puedan dar una mano. Todo suma y entre todos podemos hacer algo.

Carlitos no pide mucho. Una puerta que hoy se abra, puede significar un gran paso. Y así, quizás, empezar a mirar el horizonte con otros ojos.

Teléfono de Carlitos: 343 5324933

(FB)